¿Para qué nos sirve un smartphone?

En los últimos años España ha vivido lo que ya se denomina la “fiebre de los smartphones”, paradójicamente en un país afectado por la crisis en un mayor nivel que otros países es donde más se adquieren los modelos de telefonía más caros del mercado pero con más prestaciones. ¿Pero qué uso le damos? ¿Realmente es tan necesario en nuestras vidas?

“El hombre todavía puede apagar el ordenador. Sin embargo, tendremos que esforzarnos mucho

para conservar este privilegio.”

J. Weizembaum. Sociólogo

A primera vista puede parecer un anacronismo que en España nos hayamos lanzado con tanta voracidad a la adquisición de los modelos de telefonía más caros del mercado pero lo cierto es que parece que las prestaciones que ofrecen han supuesto algún tipo de ahorro y a la vez un cambio drástico en la forma de comunicarnos. Y es que las tradicionales llamadas telefónicos prácticamente están desapareciendo al igual que lo han hecho los SMS y se están sustituyendo por los populares programas de mensajería tipo WhatsApp, Line o Vime, entre otros.

De todos modos no se trata de una tendencia únicamente en nuestro país sino en todo el planeta, de hecho, según la consultora Gartner en 2014 se vendieron 1.244 millones de smartphones en todo el mundo, lo que supone casi un 30% más que en 2013 y lo más importante, esta cantidad supone las dos terceras partes del total de terminales móviles vendidos en todo el año.

Aplicaciones móviles casi imprescindibles

Sin duda una de las claves del éxito son los programas de mensajería pero hay otros elementos que también debemos considerar:

Mayor acceso a las Redes Sociales. Los teléfonos inteligentes tienen una mejor integración con las distintas redes sociales, ya sea Facebook, LinkedIn, Twitter… una interfaz más eficaz e intuitiva. En realidad los smartphones nos están convirtiendo cada vez más en una especie de pequeños reporteros contando a través de las redes o micro blogs todo lo que vemos (aunque no sepamos muy bien cómo utilizar de manera adecuada y ética dicha información).

Las APP nos facilitan la vida. Las denominadas aplicaciones móviles o APP nos tienden a facilitar mucho ciertas tareas. Casi de manera instintiva cuando algo nos interesa o nos llama la atención rápidamente buscamos si hay una aplicación móvil que trate sobre ello. Eso por no hablar de las APP Juego. Por citar sólo un ejemplo, y según un informe de la empresa Ericsson, la aplicación más visitada a través de los smartphones en España es Facebook con un 20% seguido de Instagram con un 13% de las visitas.

¿Smartphone = Felicidad?

La cuestión es que cuando el ser humano está inmerso en las grandes revoluciones tecnológicas o de pensamiento es incapaz de asumir el alcance de los cambios que se realizan y lo que supone. La adaptación a dichos cambios se produce además de manera gradual y natural, el individuo se da acoplando y aprendiendo sobre la marcha pero es difícil saber si esa adaptación se realiza de manera adecuada. El debate está servido.

Los smartphones sin duda nos facilitan la vida, también nos generan unas mayores necesidades, pero ¿en algún momento nos hemos parado a pensar si en conjunto esos pequeños dispositivos de comunicación nos acercan más al objetivo del ser humano: alcanzar la felicidad? ¿Creemos que estamos preparados para adaptarnos a los nuevos cambios sociales que se derivan de la presencia masiva de estos aparatos? ¿Nos comunican más o nos aíslan?   Imagen: Denis Dervisevic en Flickr.com con licencia Creative Commons

Autor entrada: José María Díaz

José María Díaz López. Periodista, bloggero y aprendiz de Community Manager. Interesado y apasionado por las nuevas tecnologías y por la comunicación humana en sus diversas formas.

1 thought on “¿Para qué nos sirve un smartphone?

Deja un comentario