El efecto Lázaro, la resurrección de los memes

Seguramente en algún momento habrás visto noticias o memes en alguna red social que te sonarán. No recuerdas cuándo ni dónde pero ya las has visto antes. Esto ocurre con relativa frecuencia. Es lo que se llama “Efecto Lázaro” en referencia al capítulo de la biblia en el que Jesucristo resucita a Lázaro de entre los muertos. Pues en eso consiste precisamente, mucho del contenido de las redes sociales resucita cada cierto tiempo, meses, años.

“Habiendo dicho esto, gritó con fuerte voz: ¡Lázaro, ven fuera! 44 Y el que había muerto salió, los pies y las manos atados con vendas, y el rostro envuelto en un sudario. Jesús les dijo*: Desatadlo, y dejadlo ir.”

Evangelio de Juan, 11, 43-44. Nuevo Testamento

Esta resurrección no se sabe bien a qué se debe aunque personalmente creo que son distintas las razones.

Algunos entiendo que son fortuitos porque gustan a la gente, este podría ser el caso de memes graciosos. Es algo parecido a los chistes de antaño. A todos nos habrán contado uno y años después nos lo vuelven a contar. Cuando un meme se convierte en viral y es gracioso parece tener siete vidas. Son traducidos a otros idiomas, la gente los recuerda a raíz de otro meme parecido y los resucita. Y al gustar y resultar graciosos pues a la gente le encanta compartirlo y cobran vida.

La resurrección de otros contenidos ya es más maliciosa. Suele tener intereses económicos, políticos o sociales.

Hay incluso noticias como tal, que se venden como nuevas cuando en realidad pueden tener años. Otros son simples memes cuyo objetivo es comercial.

No son sino un intento de manipulación más de los que tantas veces hemos hablado y debemos tener cuidado. Se apoyan en que no solemos contrastar la información ni nos preocupamos en verificar las noticias que vemos. Generalmente las damos crédito porque nos llegan desde un entorno familiar, amigos, conocidos, etc. Así que las “defensas” contra la manipulación las tenemos bajadas.

También suele llegar de alguien con nuestra misma ideología o modelos sociales. Es más fácil ser manipulado por alguien al que consideramos un igual a nosotros que por un extraño. La manipulación siempre llega de nuestro entorno. Con esto no quiero decir que nuestros conocidos sean los manipuladores, en la mayoría de los casos ellos también están siendo manipulados.

Otro elemento que suele correr como la espuma y que resucita de manera periódica son los memes cadenas. Seguro que has visto la típica campaña de cambiarse la foto de perfil de Facebook en defensa de tal o cual causa. Son nuevos virales que apelan a nuestros sentimientos más altruistas y emociones primarias. Generalmente en defensa de una causa noble como la lucha contra el cáncer o alguna enfermedad rara. Ya hablamos de uno de estos casos en PidolaPalabra, se trata de los Comics contra el cáncer infantil.

Por lo general, además, se suelen hacer eco de una fecha conmemorativa que es falsa y no suele haber ninguna organización de las que verdaderamente se dediquen a ello que reivindiquen su autoría.

Ni sé a ciencia cierta dónde tiene el origen este tipo de bulos ni por qué. No niego que dan visibilidad a ciertas causas sociales o enfermedades y que quizás cumplan ese objetivo de difusión y concienciar a la gente. Pero creer que toda nuestra lucha contra el cáncer infantil, por ejemplo, sea cambiar nuestra foto del perfil sólo puede significar que nuestra capacidad de compromiso es bastante pobre. Más bien parece responder a un deseo de exhibicionismo y de reconocimiento por parte de nuestro entorno, que nuestros seguidores o amigos digan algo así como “que solidario eres”.

Seamos objetivos y vigilantes porque el Efecto Lázaro no es sino otra forma de manipulación aunque no queden claras sus intenciones la mayoría de las veces ni sepamos su procedencia.

Autor entrada: José María Díaz

José María Díaz López. Periodista, bloggero y aprendiz de Community Manager. Interesado y apasionado por las nuevas tecnologías y por la comunicación humana en sus diversas formas.

1 thought on “El efecto Lázaro, la resurrección de los memes

Deja un comentario